MUCHO TEATRO, POCA DIVERSIÓN

En las conferencias teatrales mañaneras, del presidente López Obrador, es más teatro que diversión. Desde que empezó con sus populares conferencias siempre estuvo en su mente culpar a los gobiernos anteriores por todo lo negativo que hay en el país; y con ese discurso retórico, se echó al público a la bolsa; porque muchos ciudadanos creyeron que con el nuevo gobierno, iba a haber un verdadero cambio en beneficio de todos los ciudadanos.

Hablaba de la gran corrupción, que quería quemar en un horno ladrillero a Carlos Salinas de Gortari, a Ernesto Zedillo, a Vicente Fox y a Felipe Calderón; pero a su amigo Enrique Peña Nieto, jamás lo mencionaba. Ahora ya cambio su discurso, tal vez por la presión que hay, ahora dice que no va a perder el tiempo en perseguir culpables, que su fuerte no es la venganza, y que para abrir un proceso en contra de los antes mencionados, solo que el pueblo lo pida; pero que él en lo personal no está de acuerdo en que se abra un proceso; o sea, que con ese criterio, al que está protegiendo es a su amigo Enrique Peña Nieto, más claro, ni el agua purificada.

Y como de hacer teatro se trata, todo el escándalo de la Estafa Maestra de la popular Rosario Robles, todas la baterías están enfocadas sobre ella, como su fuera la única culpable; cuando hay tantos funcionarios públicos inmiscuidos, pero como dicen los defensores de los delincuentes (Los abogados), cuando dicen que sus clientes son inocentes, porque los delitos por lo que se les acusa, están considerados en la ley como delitos no graves; ¿Para qué tanto teatro, si saben que no hay ley que los castigue? ¿Qué va a pasar con Raúl Salinas de Gortari y Elba Esther Gordillo, que les devolvieron lo que les habían detenido y quedaron libres de toda culpa? Porque miles de millones de pesos, jamás los recuperan.

En las conferencias teatrales mañaneras, el presidente López Obrador, siempre presume que el pueblo está feliz, feliz, que le pregunte a la gente de zonas marginadas en Guerrero, en donde hay personas que según dicen, hay días que comen solo una vez al día, porque no hay para más; que les pegunte a tantos huérfanos que hay por causa de tanta inseguridad que hay en algunas zonas, a ver si son felices por lo que pasa en sus comunidades.

Ojalá ya deje el presidente, López Obrador su retórica polpista y ponga orden; y no siga presumiendo que en su gobierno todos son honestos, porque en los hechos es todo lo contrario; y para muestra, está el caso de Jaime Bonilla, electo gobernador de Baja California Sur; ya que pidió el voto para vivir del Erario por dos años, y cuando logró su objetivo con la complicidad de los corruptos PANISTAS y PRIISTAS, extendió su cargo para cinco años; lo que es una auténtica burla para el pueblo; presidente López Obrador, ¿Si eso no es abuso de poder cómo se llama? Lo que más llama la atención, es que el mencionado gobernador, es que es del llamado partido MORENA que tanto presume el Presidente López Obrador, cuando dice que en su partido todos son honestos; y como honestos de ese tipo, en el partido MORENA hay cantidad que solo buscan vivir del Erario Público; ya que hay ayuntamientos que tienen a sus familiares dentro de la Nómina, lo que demuestran que el Bienestar que tanto pregonan está muy lejos de ser verdad.

Respetuosamente

Rogelio rodríguez S.

San Felipe, Gto. agosto de 2019

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *